Las artes marciales mixtas son en muchos casos, más que una disciplina deportiva, sino también, un ejemplo de perseverancia y esfuerzo. Eso es lo que mostró el guatemalteco Rudy "Ruthless" Morales en su última pelea dentro de la jaula de Combate Américas.

Morales es el primer peleador guatemalteco de nacimiento en competir en las artes marciales mixtas profesionales de primer nivel, ha visto acción en los escenarios más grandes desde 2013, pero lo vivido previo a Combate 11 en el mes de febrero, fue épico.

2015 fue un año difícil para "Ruthless", lo inició con una derrota Bryson Hansen en WSOF y posteriormente cayó ante Erick Sánchez y Marcos Bonilla en la jaula de Combate Américas. Eran tres derrotas en fila, una situación nunca vivida por Morales.

Rudy Morales.

Todo estaba listo para que Combate 11 se realizara en Burbank (California), el cartel ya estaba definido y solo faltaban horas para que sonara la campana y los guerreros de Combate Américas hicieran lo suyo, hasta que lo impensado sucedió.

Mauricio Díaz iba a enfrentarse a Izic Fernández en el evento, pero una lesión lo dejó fuera de acción, abriendo una vacante para algún peleador que tuviera el valor de tomar el combate con un nulo tiempo de preparación.

Fiel a su canción, Rudy Morales tomó el combate, porque como su lírica lo dice: "la vida sin riesgo, no es vida". El guatemalteco se arriesgó al peligro que representa subir a una jaula ante un peleador con una preparación previa, además, se expuso a sufrir una cuarta derrota seguida.

Llegó el día del combate en Burbank y el recinto estaba repleto, todo estaba listo para lo que sería una noche inolvidable. Rudy Morales ingresó a la jaula a hacer su trabajo y al cabo de tres fuertes asaltos, salió victorioso por decisión unánime.

Rudy Morales es un ejemplo de que perseverar y tomar las oportunidades en el camino, puede dar grandes frutos. "Demostrar a los jóvenes que si se quiere, sí se llega" recita el tema oficial del peleador, pues hoy, el guatemalteco, por su garra, servirá de inspiración para futuras generaciones.

Comment